Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /kunden/483505_50739/webseiten/workshops/718-boxster/wp-content/plugins/qtranslate-x/qtranslate_frontend.php on line 507
Dinámica de conducción del 718 Boxster
Dinámica de conducción del 718 Boxster

Readaptación básica para un placer de conducción aún más deportivo en las curvas

La física dice que, bajo todos los conceptos, los deportivos con motor central ofrecen las condiciones previas óptimas para la mejor dinámica de conducción. Con el 718 Boxster, Porsche lleva a la práctica esta teoría de forma más convincente que nunca. En su dinámica de conducción, los nuevos Roadster siguen las pautas de su padrino clásico, el 718, que ganó sus carreras con una excelente agilidad: el chasis, completamente readaptado, mejora el rendimiento del deportivo con motor central en las curvas. Por esta razón, Porsche prevé una mejora de los tiempos por vuelta en el Anillo Norte del Nürburgring de un 718 Boxster S equipado de forma óptima que, en comparación con el modelo anterior, sería de 16 segundos. De esta forma se sitúa al nivel del Boxster Spyder y cerca del Cayman GT4.

El montaje adaptativo de las unidades aumenta el confort y la deportividad

La base de las características dinámicas de conducción no sólo es la posición, sino también el alojamiento de la unidad propulsora El motor bóxer de cuatro cilindros se ubica de tal modo que casi alcanza una distribución del peso ideal de 45% a 55% entre el eje delantero y el eje trasero. La unidad propulsora sigue apoyándose sobre dos árboles de transmisión en la parte trasera y, en la parte delantera, sobre dos soportes hidráulicos del motor, en lugar de uno solo, con rigidez conmutable. La ventaja para el conductor es que en la marcha en vacío disfruta de un confort de oscilación óptimo a través de un desacoplamiento de los soportes del motor. Por el contrario, el acoplamiento más rígido minimiza los molestos impulsos de la masa del motor durante el trayecto. En combinación con los árboles de transmisión dinámicos perfeccionados del paquete “Sport Chrono» opcional, el 718 Boxster ofrece una mayor dualidad entre el confort y el placer de conducción máximo en las curvas. La nueva generación de árboles de transmisión dinámicos se adapta aún mejor a las diferentes situaciones de conducción a través de una estrategia de control optimizada.

Nueva adaptación del chasis para una mayor precisión y estabilidad transversal

Con el fin de seguir aumentando la precisión y la estabilidad transversal de las prestaciones de conducción, los ingenieros de Porsche modificaron numerosos detalles en el área del eje trasero. De este modo, una nueva barra transversal refuerza el chasis auxiliar trasero aumentando así la rigidez transversal. El mayor diámetro de los émbolos y tubos de cilindro de los amortiguadores posibilita, asimismo, un guiado exacto de las ruedas a través de su alta rigidez. Las ruedas traseras, media pulgada más anchas, aumentan el potencial de la fuerza lateral y contribuyen, junto con los neumáticos de nuevo diseño, a la mejora de la estabilidad en las curvas.

Los amortiguadores de vibraciones hidráulicos readaptados y el mayor grado de dureza de los estabilizadores y de los resortes reducen, en la medida posible, los movimientos de inclinación y cabeceo. En chasis convencionales, Porsche integra resortes de tope de tracción adicionales en el eje delantero que reducen la elevación del tren delantero durante la aceleración y el ángulo de oscilación en las curvas dinámicas. Al mismo tiempo aumenta el confort: la adaptación aumenta la solidez y mejora la amortiguación durante la conducción por carreteras con grandes y pequeños desniveles. Gracias a esto, ha podido mejorarse una vez más la dualidad entre confort y rendimiento.

Un 10% más directa: la dirección adoptada del 911 Turbo mejora el manejo

Los nuevos Roadster mejoran una vez más sus características de manejo: gracias a una dirección electromecánica un 10% más directa, los 718 Boxster pueden manejarse de forma aún más ágil y cómoda tanto en el circuito de carreras, como en el tráfico diario. Para ello, los ingenieros de Porsche adaptaron el mecanismo de dirección de transmisión directa del 911 Turbo al 718 Boxster. Opcionalmente está disponible la dirección asistida Plus, que se caracteriza por un confort mayor en las maniobras de aparcamiento mediante la reducción del número de giros del volante y, al mismo tiempo, por una mayor estabilidad a altas velocidades.

El conductor percibirá una mejora en el manejo del nuevo modelo a través de una nueva generación de volantes cuyo diseño se inspira en el del 918 Spyder. En combinación con el paquete opcional “Sport Chrono», Porsche integra el interruptor Mode en el 718 Boxster que, asimismo, se ha adoptado del modelo 918 Spyder. El interruptor Mode se compone de un anillo giratorio con cuatro posiciones para los programas de conducción: “Normal”, “Sport”, “Sport Plus” e “Individual”. Los deportivos con PDK opcional disponen del botón “Sport Response Button».

Opción: por primera vez, chasis deportivo PASM rebajado en 20 mm

Los Roadster pueden equiparse opcionalmente con el sistema “Porsche Active Suspension Management» (PASM) con chasis rebajado en 10 mm. Además, por primera vez, puede equiparse también opcionalmente el modelo 718 Boxster S con el chasis deportivo PASM rebajado en 20 mm. Gracias a la reducción del centro de gravedad aumenta nuevamente el rendimiento de los modelos. El chasis adaptativo se ha readaptado nuevamente en ambas variantes aumentando la dualidad entre el confort en los trayectos largos y la rigidez dinámica deportiva. Porsche introduce un sistema de sensores ampliado para aumentar, una vez más, el margen de control: ahora, un sensor de altura mide los movimientos de los resortes en cada tubo portarruedas. Además, tres acelerómetros recogen la dinámica de los impulsos. De este modo, es posible realizar un control más sensible y preciso. Para los conductores especialmente motivados, el chasis deportivo PASM rebajado en 20 mm ofrece, además, una adaptación claramente más rígida en el modo “Sport».

Sistema de frenos reforzado con el sistema de frenado anticolisiones múltiples

El sistema de frenos perfeccionado se adapta a las mayores prestaciones de conducción con discos de freno de 330 mm delante y 299 mm detrás. El 718 Boxster va equipado con el sistema de frenos hasta ahora utilizado en el Boxster S. El 718 Boxster S, por el contrario, adopta las pinzas de freno con cuatro émbolos en el eje delantero procedentes del modelo 911 Carrera y las combina con discos de freno más gruesos. Porsche equipa los modelos 718 con el sistema de frenado anticolisiones múltiples. El sistema puede reducir la posibilidad de que se produzca una colisión secundaria, ya que frena el automóvil automáticamente tras haberse realizado la primera colisión con el consecuente disparo de los airbags.

Porsche Stability Management con nuevo modo “PSM Sport»

La deportividad perfeccionada del Roadster se extiende hasta la unidad de control del Porsche Stability Management (PSM): en combinación con el paquete “Sport Chrono», el sistema ofrece un modo individual, denominado “PSM Sport», que se activa a través de un botón PSM situado en la consola central. Este modo se diferencia funcionalmente del modo normal “PSM On” y puede activarse ahora también independientemente del modo “Sport Plus” del paquete “Sport Chrono”. Cuando se activa el modo “PSM Sport», aparece una indicación en el cuadro de instrumentos y se enciende la lámpara “PSM Off”.

El nuevo modo “PSM Sport» posibilita a los conductores exigentes acercarse aún más a los valores punta –por ejemplo, en el circuito de carreras o en los entrenamientos de conducción en invierno con valores de fricción bajos. En comparación con el “PSM On», la nueva función posibilita ángulos de deslizamiento claramente mayores y un mayor deslizamiento en las ruedas de propulsión. Gracias a esto, los conductores deportivos más exigentes pueden experimentar claramente una conducción dinámica del deportivo sin tener que desconectar completamente el PSM . No obstante, el modo “PSM Off” sigue estando disponible y puede activarse pulsando prolongadamente el botón PSM. Con ello, se cumple la filosofía de Porsche de poder desconectar completamente el sistema de control si se desea. En los modos “PSM Off” y “PSM Sport” la realización de una fuerte frenada en el área de control del ABS activa el apoyo estabilizador del PSM en toda su extensión hasta que vuelve a soltarse el freno.